domingo, 28 de abril de 2013

Brunch de Domingo

Ya os he hablado en post anteriores sobre el brunch, incluso os dí una pequeña clase de léxico para explicaros la procedencia del término. 
El breakfast+lunch = brunch (por si no os acordáis),  es algo que está muy de moda, sobre todo en Londres o Nueva York. En Madrid podemos encontrarlo cada vez en más restaurantes, pero no tiene el tirón que tiene en las anteriores ciudades, quizá sea por su elevado precio en algunos de ellos o, porque puede que molen más nuestras cañitas domingueras en el bar enfrente de casa. La verdad es que aún no he encontrado el sitio donde sirvan el brunch perfecto y siempre que he ido a tomarlo me he ido con la sensación de haber hecho el tonto y tengo que admitir que con el estómago más bien vacío (y eso que yo como poco), por eso, prefiero preparármelo en casa. Hoy ha sido la ocasión ideal puesto que Sergio está de noche y se levanta con pocas ganas de platos contundentes. 
Es también una alternativa genial si tenéis invitados o si quedáis con vuestras amigas. Sin duda tiene un toque de glamour y se sale un poco de la rutina. Por si os decidís a hacerlo, aquí os dejo mis propuestas del Vane-Brunch de hoy:

CÓCTEL
En un brunch como es debido, no puede faltar el cóctel. Los más típicos suelen ser el Bloody Mary o el Mimosa, pero podéis elegir cualquiera que os guste, siempre y cuando no sea muy fuerte y os deje piripis a la más minima. Por lo general combinan muy bien los cócteles con cava como el que os traigo a continuación:

CÓCTEL DE CAVA CON ZUMO DE ARÁNDANOS


Zumo de arándanos; Cava semi-seco; fresas para decorar

Llenamos la copa de cava hasta la mitad. Completamos con zumo de arándanos. Servimos decorando con una rodajita de fresa.

SALADOS

BRUSCHETTA DE AGUACATE CON SAL NEGRA


2 rebanadas de pan Wasa (podéis encontrarlo en la sección de panes tostados de cualquier supermercado); 1 aguacate; zumo de limón; sal negra en escamas (Alcampo).

Pelamos y troceamos el aguacate en cuadraditos. Regamos con el zumo de limón para que no se ponga negro y lo ponemos sobre el pan. Espolvoreamos con sal negra y servimos.

ENSALADA CÉSAR CON POLLO

La ensalada César suele ser un "must" en un menú típico de brunch, pero podéis elegir cualquier otra ensalada que os guste. 


1 lechuga romana; 2 filetes de pechuga de pollo; picatostes; queso Grana Padano en lascas; sal; pimienta negra molida; aceite de oliva.
SALSA: 1 huevo; 1 diente de ajo; una pizca de salsa Worcester; 1 cucharadita de mostaza en grano; 3 anchoas en salazón; aceite de oliva.

Lavamos y troceamos la lechuga. En una sartén con un chorrito de aceite, hacemos las pechugas previamente salpimentadas y, una vez doradas, las cortamos en tiras y dejamos enfriar. Una vez frías, se las añadimos a la lechuga. Añadimos también los picatostes (yo usé los de Mercadona). Aliñamos con la salsa César que habremos hecho mezclando en el vaso de la batidora todos los ingredientes. Rectificamos de sal si fuese necesario.

BÄGEL DE SALMÓN, ESPINACAS Y MOZZARELLA CON PATATAS FRITAS

Los bägel están también muy presentes en los brunch, sobre todo en los neoyorkinos. La verdad es que son muy versátiles, pues podemos jugar con el relleno que más nos guste.


Por persona: 1 bägel; 1 puñado de espinacas frescas; mozzarella fresca; salmón ahumado; sal; aceite de oliva; pimienta negra molida. GUARNICIÓN: patatas fritas (yo he usado las de Mercadona para hacer en el horno).

Salteamos las espinacas en una sartén con un poco de aceite. Salpmientamos. Cortamos el bägel y lo tostamos. Ponemos las espinacas en primer lugar, después el salmón ahumado y por último el queso. Servimos acompañándolo de patatas fritas, como os he dicho, he usado las que venden en Mercadona para hacer en el horno, mi primera impresión no ha sido muy buena. Les daré otra oportunidad y os cuento.

REVUELTO DE TRIGUEROS Y SALMÓN AHUMADO CON BÄGEL

Los revueltos también suelen estar presentes en los brunch, por eso yo me he hecho uno para mí acompañándolo con el bägel.


1 manojo de espárragos trigueros; 2 lonchas de salmón ahumado; 1 huevo; sal; pimienta negra molida; aceite de oliva; agua; 1 bägel.

Les quitamos la parte dura a los espárragos y los troceamos. Los ponemos a cocer en agua con sal unos 15-20 minutos, hasta que estén tiernos. Dejamos enfriar en el agua de cocción y escurrimos. Los ponemos en una sartén con un chorrito de aceite y añadimos el huevo, removemos bien y salpimentamos. Retiramos del fuego antes de que el huevo se haya cuajado del todo. Añadimos salmón ahumado en tiras y servimos con un bägel.

DULCE
Los dulces son obligatorios en un menú de brunch. Por lo general se sirven tortitas, tostadas con diferentes tipos de mermeladas y no pueden faltar las magdalenas o muffins. 
Yo me he decidido por unas magdalenas de plátano y chocolate. Riquísimas.

MAGDALENAS DE PLÁTANO CON CHOCOLATE


1 plátano; 1 taza de leche; 1 huevo; 60 grs de mantequilla; 180 grs de harina de la que ya tiene levadura incorporada; 125 grs de azúcar glacé; pepitas de chocolate para fundir; 1 pizca de sal.

Derretimos la mantequilla en el micro y la mezclamos con el plátano y la leche. Añadimos la harina y el huevo y una pizca de sal. Mezclamos bien. Por último, añadimos las pepitas de chocolate.
Rellenamos los moldes de magdalenas hasta algo más de la mitad y horneamos 20 minutos a 190º. Dejamos enfriar y espolvoreamos con azúcar glacé para decorar.
¿Os apetece una?







No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...